Cerrajeros Leganes

Si en alguna ocasión se te ha cerrado la puerta del coche o de tu casa sin tener la llave para poder abrirla, sabrás lo incómodo que puede llegar a resultar. Lo primero que has pensado seguramente es llamar a alguien que pueda ayudarte en estos momentos, como por ejemplo un familiar o amigo que tenga copia de tus llaves. Pero si no la tienen, va a ser necesario llamar a un cerrajero, en cuyo caso es importante tener en cuenta algunos factores como la experiencia y formación del profesional o los precios que te cobrarán por realizar su trabajo.

Además aunque aparezcan en la guía de teléfonos muchos cerrajeros, no todos puede que vivan en tu ciudad, algo que también hay que tner en cuanta antes de llamarlo pues puede que en caso contrario, te pases varias horas esperándolo fuera de casa. Si has olvidado preguntar además el precio, puede que te cobre un alto precio por el desplazamiento.

Cerrajeros Leganes profesionales

Consejos para elegir a un cerrajero

Debes considerar la posibilidad de ponerte a investigar a algunos cerrajeros antes de necesitarlos, así podrás estar siempre preparado ante cualquier problema que aparezca de repente o incluso si estás pensando en proteger tu casa mejor con cerraduras que sean más seguras de las que tienes. El problema es que no siempre lo hacemos y sólo nos acordamos de un cerrajero cuando estamos ante una situación de emergencia real, por lo que la broma puede que nos acabe saliendo más cara. Por eso vamos a darte una serie de consejos que te vendrán bien a la hora de elegir un cerrajero.

1. En caso de encontrarte fuera de tu coche y tienes servicio de asistencia en carretera, llama, ya que incluyen generalmente con la compra del coche o como complemento de la póliza de tu seguro, este tipo de servicios.

2. Llama a tus amigos o familiares para que te recomienden sobre la persona a la que acuden ellos cuando les sucede una situación como ésta. Además así puedes saber de antemano los precios y estar completamente seguro de que es un cerrajero de total confianza.

3. Intenta ponerte en contacto con una empresa siempre en vez de con un profesional que sea independiente, ya que si algo sale mal en el trabajo o no estás satisfecho con el servicio recibido, podrás reclamar de manera más sencilla cuando existe una sede física de una empresa.

4. Toma nota del nombre de diferentes empresas de cerrajería, así como de sus direcciones o números de teléfono para no tener que llamar al primero que te encuentres en las páginas amarillas ante una emergencia.

5. Pide un presupuesto cerrado siempre en el que aparezcan todos los gastos que va a tener el arreglo y de una manera desglosada, es decir, los materiales, los impuestos, la mano de obra, pluses por desplazamiento o un cargo por nocturnidad por ejemplo, así se evita encontrarse con sorpresas a la hora de pagar el trabajo. Si ya tienes acordado un precio, hay que asegurarse de que lo den por escrito y así se evita que al acabar el trabajo las tarifas acordadas al principio se mantenga.

6. Intenta averiguar que el cerrajero se encuentra asegurado puesto que si hay algún daño mientras está realizando su trabajo, es importante que queden cubiertas las pérdidas para así evitar problemas.

7. Cuando llegue a casa el cerrajero, solicítale su identificación. Además un profesional nunca realiza ningún arreglo ni abre una puerta sin haberse asegurado de que tú eres el dueño de esa propiedad.

8.Cuando haya terminado su trabajo, hay que pedir una factura para demostrarlo por si hay algún problema después. Así será más fácil realizar cualquier reclamación.

Si no estás en una situación de emergencia y tienes bastante tiempo, lo mejor es investigar para meter entre tus contactos telefónicos el de un cerrajero, algo que puede ahorrar mucho tiempo así como dinero para la próxima vez que se tenga un problema con las cerraduras.