Llaves falsas en el delito de robo

El significado de “llaves falsas” suele ser muy evidente, aunque la gente común puede asociarle significados errados o, al menos, no acordes con lo que la ley estipula. Según el artículo 239 del Código Penal de nuestro país, son consideras “llaves falsas” aquellas que cumplan con las siguientes características:

  • Todo aquel elemento que sea o actúe como una ganzúa.
  • Llaves legítimas, obtenidas por medios ilegítimos o condenables según la ley, o pérdidas por el propietario y usadas para propósitos delictivos.
  • Cualquier instrumento o pieza que se utilice con el objetivo de violentar o abrir ilegalmente una cerradura que no es de su propiedad.

En base a lo anterior expuesto, también son consideradas llaves falsas las tarjetas magnéticas o perforadas, los mandos o elementos de apertura remota y cualquier otro dispositivo tecnológico que permita la apertura de la puerta de forma ilícita.

Además, nuestro código penal ahonda un poco más el concepto de ganzúas como llaves falsas, aclarando que solamente aquellas ganzúas que constituyen un referente para otros instrumentos análogos son consideras como llaves falsas. Esto debido a que no todos los elementos similares pueden abrir la cerradura sin romper.

En el caso de las llaves legítimas pérdidas o robadas, la ley establece son consideradas falsas ya que el auténtico propietario ya no las considera un medio de protección para sus propiedades, sino como un riesgo debido a que alguien las utilice para viles propósitos. De tal forma que, una llave verdadera, pasa a ser una llave falsa por ese simple hecho.

Asimismo, con respecto a los instrumentos tecnológicos usados para violentar las cerraduras, la ley también los considera llaves falsas ya que permiten la apertura de los sistemas de seguridad de forma ilícita. Los sistemas de seguridad que son capaces de abrir realmente no deberían poder abrirse con una llave que no sea la legítima, por lo que toda otra llave con la que puedan ser abiertos se considerarán llaves falsas para los efectos de nuestra jurisprudencia.

La posesión de llaves falsas esta tipificado por ley por lo que se deben devolver inmediatamente bien al propietario o en el caso de no tener constancia de quien es, las dejes en la comisaría de policía más cercana. Pero si has tenido cualquier problema relacionado con llaves falsas debes contar con abogados especialistas en derecho penal.

Artículos de interés:

Visita nuestro articulo de cerrajeros Fuenlabrada baratos, y si tiene alguna duda consulte: